Ayuso dice que Sánchez «se las tendrá que apañar para imponer medidas al ocio nocturno»

Ayuso dice que Sánchez «se las tendrá que apañar para imponer medidas al ocio nocturno»


PAU BARRENA via AFP via Getty Images

Un grupo de mujeres en un club nocturno.

La presidenta madrileña en funciones, Isabel Díaz Ayuso, ha reiterado este jueves que no aplicará en la región las restricciones al ocio nocturno acordadas por el Consejo Interterritorial de Salud, alegando que no son “de obligado cumplimiento”, y ha dicho que el Gobierno de Pedro Sánchez “se las tendrá que apañar” para imponer las medidas.

“Mientras no sea obligatorio, lo que no vamos a hacer es ir contra los intereses de los ciudadanos; este Gobierno se las tendrá que apañar como sabe hacer para imponer y arrollar, pero desde luego mientras estemos dentro de nuestras propias competencias (…) tomaremos las decisiones más equitativas y las más productivas”, ha declarado Ayuso.

El Consejo Interterritorial de Salud aprobó ayer, con la oposición de cinco autonomías (Madrid, Andalucía, Murcia, Galicia y Cataluña), unificar las restricciones al ocio nocturno, que solo podrá abrir hasta las 2 de la madrugada en los territorios con más baja incidencia, y a la hostelería, que podrá hacerlo hasta la 1, hasta que el 70% de la población esté vacunada.

Ayuso, que ha visitado esta mañana las obras de la estación de Metro de Gran Vía, ha alegado que “ni estamos en estado de alarma” ni hubo “unanimidad” en el Consejo Interterritorial, que además es un órgano sin competencia legislativa, por lo que “no se está obligado a cumplir”.

“No es una cuestión de rebeldía, porque la rebeldía significa ir contra las normas establecidas y esta norma no es de obligado cumplimiento, y no se puede imponer”, ha insistido la presidenta en funciones, quien ha agregado que la resolución del Consejo Interterritorial “viene tarde y no se basa en ningún informe sanitario”.

Por otro lado, ha indicado que las autonomías que rechazaron esta decisión representan “a más de 30 millones de españoles”, y ha censurado que “todo lo que hace este Gobierno siempre es o por imposición o con mentiras”.

Ha lamentado, además, que el Gobierno “se vuelva a cebar con la hostelería” ahora que las cifras epidemiológicas van “mucho mejor” y después de “no haber hecho absolutamente nada durante toda la pandemia”.

“Conmigo no cuenten para arruinar a más ciudadanos, ni hosteleros ni comerciantes”, ha subrayado Ayuso, al tiempo que ha repetido que el acuerdo del Consejo Interterritorial “no parte de un organismo que tiene la capacidad de hacer ley” y que “en una democracia” una cuestión así debería dirimirse “en un parlamento”.

Además, ha acusado a Sánchez de intentar “desviar la atención mediática” para no hablar “de todo lo que está pergeñando este Gobierno”, como “la subida de impuestos”, “la subida de la luz” o los hipotéticos indultos a los líderes independentistas.

El País Vasco alega “desconcierto absoluto”

Por su parte, el lehendakari, Iñigo Urkullu, ha enmarcado en el “desconcierto absoluto” las decisiones adoptadas ayer en el Consejo Interterritorial de Salud y ha considerado que invaden competencias autonómicas y ha dejado claro que Euskadi seguirá su propia “hoja de ruta” para hacer frente a la pandemia.

Urkullu ha recordado que su gobierno no participó en el debate ni en la votación y se ha mostrado asombrado ante lo que ha calificado como “un ejercicio de invasión de competencias”.

“Estamos viviendo un desconcierto absoluto con respecto a las actitudes del Gobierno español. Esta no es una actitud de cogobernanza, ni de gobernanza compartida, ni de gobernanza colaborativa. Sin planteamientos previos para un consenso, plantear decisiones de manera unilateral a modo de imposición no es el resultado de una cogobernanza”, ha denunciado.

Ha pedido “un poco de orden” y, preguntado por si su ejecutivo va a “ignorar” las decisiones adoptadas ayer, ha respondido que el País Vasco seguirá “manteniendo su hoja de ruta (el Plan Biziberri)”, que según ha dicho “se ha demostrado eficaz y está consensuado”.

Ha recordado en este sentido que a día de hoy en Euskadi hay “de media comparativa con el Estado menos camas hospitalarias ocupadas, menos camas ucis ocupadas y menos fallecimientos”.

Urkullu ha descartado trasladar su malestar de manera directa al presidente Pedro Sánchez, al que ya le envió una carta pidiéndole la prórroga del estado de alarma. “Me dijo que no y que las decisiones se adoptarían en el Consejo Interterritorial y ya hemos visto cuál es su actitud”, ha señalado.

“Es curioso que el Gobierno español decida no prorrogar el estado de alarma y nos invite a ir a la Justicia y veinte días después nos venga con este tipo de decisiones sin consenso y con imposición”, ha insistido.

Share this post

Post Comment