El Gobierno defiende los Presupuestos como «antídoto contra los populismos» ante acusaciones de «traición» y «chantaje»

El Gobierno defiende los Presupuestos como «antídoto contra los populismos» ante acusaciones de «traición» y «chantaje»


Hora de cuadrar cuentas ante el Congreso. María Jesús Montero ha defendido este miércoles el proyecto de Presupuestos Generales del Estado ante el Congreso, que ha valorado como “un antídoto contra los populismos que propone soluciones sencillas a problemas complejos”. Son, ha resumido, “indispensables para consolidar la recuperación justa”.

Su planteamiento ha chocado con las inmediatas críticas de la oposición, que ha entrado de lleno con términos cono “traición” y “chantaje”, en relación a los acuerdos alcanzados con ERC o PNV. Más lejos ha llegado Pablo Casado, que en su turno ha enumerado una retahíla de ataques al proyecto.

La ministra de Hacienda ha explicado que estos presupuestos, que afrontan el debate de las siete enmiendas en su contra, muestran que el Gobierno tiene su rumbo “bien definido”. Ha negado así cualquier desencuentro importante tras las últimas semanas de tensión con la derogación de la reforma laboral como eje resuelto tras una reunión entre Sánchez y las vicepresidentas Calviño y Díaz. Montero ha incidido en la recuperación de la economía, algo que la oposición ha calificado como “triunfalismo”.

La titular de Hacienda ha dedicado parte de su intervención a criticar que desde la derecha “se insulte con ligereza y se empleen palabras como chantaje o traición, a sabiendas de que es mentira y es falso”. “No importa cuáles son los argumentos detrás de las cuentas, sino lo contrario”, ha lamentado. El Ejecutivo tiene la obligación de trabajar “hasta la extenuación” para lograr con diálogo que salgan adelante sus iniciativas y así seguirá haciendo, ha remarcado de inmediato.

Europa Press News via Getty Images

María Jesús Montero recibe el aplauso de Pedro Sánchez, Nadia Calviño y Yolanda Díaz

“De la mano de empresarios y sindicatos”

Sin hacer referencia concreta a la reforma laboral, la ministra ha querido dejar claro que los compromisos adquiridos por el Gobierno son ahora “más importantes que nunca” porque tienen que guiar su impulso político y estar presentes esos valores en todas sus acciones. 

Metida en esa cuestión, sí ha defendido, en otro momento, la necesidad de seguir “yendo de la mano de empresarios y sindicatos” en las negociaciones de aquí en adelante, al igual que ha ocurrido hasta ahora, con la renovación de los ERTES.

Casado se desahoga entre ataques a las cuentas

Pablo Casado, en su intervención, ha atacado los Presupuestos con dureza hasta calificarlos como “falsos”, “radicales” o “muertos”, ya que “no se los cree ni siquiera la ministra de Hacienda”, a la que ha reprochado su “triunfalismo”. Tampoco ha ahorrado el calificativo de “ruinosos” porque “suben el despilfarro del gasto público además de los impuestos”. 

No ha faltado la crítica al “ausente” Pedro Sánchez por su no presencia en el turno de Casado, algo sobre lo que ha ironizado al citar una intervención de Sánchez afeando un gesto similar a Rajoy en 2015.

Share this post

Post Comment