España pide a Bruselas salirse del sistema de precios europeo de la electricidad

España pide a Bruselas salirse del sistema de precios europeo de la electricidad


GETTY

Pedro Sánchez, presidente del Gobierno.

España ha pedido a Bruselas que libertad para fijar sus propios precios de la electricidad al margen del sistema europeo, según un documento de posición al que ha tenido acceso EL PAÍS.

“En situaciones excepcionales, debe permitirse a los Estados miembros adaptar la formación del precio de la electricidad a sus situaciones específicas”, señala el texto según el medio, que propone una herramienta novedosa para “desvincular” el efecto del elevado valor del gas sobre el precio final de la energía, rompiendo de forma “extraordinaria” con el mecanismo de precios que rige actualmente en la UE.

De este modo, el fin que persigue España y los demás Estados que quieren unirse a la propuesta, es que puedan beneficiarse en la factura final del menor coste de las energías limpias.

La reclamación aparece en un documento oficioso circulado por España unas horas antes de que los ministros europeos de Energía celebren en Luxemburgo una reunión extraordinaria para estudiar medidas frente a la crisis energética. 

“En estas circunstancias extraordinarias, en lugar de la señal de precio marginal pura (contaminada por los picos de los precios del gas), el precio de la electricidad se obtendría como un precio medio con referencia también al coste de las tecnologías limpias inframarginales (especialmente las renovables)”, propone España, según el documento al que ha tenido acceso EL PAÍS. “El precio de la electricidad estaría directamente vinculado a los mix de producción nacionales, protegiendo al mismo tiempo a los consumidores de volatilidades excesivas y permitiéndoles participar en los beneficios que proporciona un mix de generación más barato”, añade.

Oposición de 9 países frente a España

Por su parte, Alemania y otros ocho países de la Unión Europea (UE) ya han señalado que no apoyarán ninguna medida que pueda interferir en los mercados del gas y la electricidad y descartan “una reforma del mercado mayorista”.

“No podemos apoyar ninguna medida que entre en conflicto con el mercado interior del gas y la electricidad, por ejemplo, una reforma ‘ad hoc’ del mercado mayorista de la electricidad”, dicen en una carta conjunta Alemania, Austria, Dinamarca, Luxemburgo, Estonia, Finlandia, Irlanda, Letonia y Países Bajos.

Así, respaldan la lectura de la crisis energética que hace la Comisión Europea y piden “precaución” antes de “interferir” en los mercados.

“Dado que los picos de precios tienen impulsores globales, debemos tener mucho cuidado antes de interferir en el diseño de los mercados energéticos internos”, señalan esos nueve Estados miembro.

Share this post

Post Comment